Flan de leche condensada

Flan casero con leche condensada

◼ Una receta de esas fáciles y muy baratas que gustan a toda la familia. Os va a transportar a vuestra infancia seguro.

receta flan con leche condensadareceta de flan con leche condensada

La receta de flan casero es uno de los clásicos de nuestra gastronomía

Tiempo de lectura: 1 minuto

Hoy nos apetece un postre. Y qué mejor que un delicioso flan de leche condensada. A todos los que ya vamos cogiendo una edad, si hay un postre que nos va a recordar a vuestra infancia es este.

 

Hacer un flan casero es relativamente sencillo, y el resultado es tan dulce como nuestro Ponche segoviano. Lo bueno que tiene esta receta es que se pueden mezclar con otros ingredientes súper ricos. Seguro que os suena el típico flan de café, de coco, de naranja… Pero sin duda alguna, el más cremoso, junto con el de queso, es el de leche condensada.

 

Es una receta que apenas tiene complicación, por eso podéis improvisar en cualquier momento. El reto de este flan es que consigamos que nos quede muy suave y fino. Para eso, hay algunos trucos que os contamos mientras lo elaboramos. ¡Apunta para no perdértelo!

 

— OTRAS ENTRADAS DE TU INTERÉS:

Ingredientes para 6 personas

Para el flan:

  • 500 ml. de leche entera
  • 370 gr. de leche condensada
  • 5 huevos
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Para el caramelo:

  • 200 gr. de azúcar
  • 1 vaso de agua

Flan con leche condensada

  • Lo primero de todo, hacemos el caramelo. Para ello, seguid los pasos que os dejamos en este post cómo hacer caramelo para flan ya que os resultará muy sencillo.
  • Una vez que lo tengáis, utilizadlo para cubrir el fondo de los moldes.
  • Vamos a mezclar todo hasta conseguir una mezcla cremosa. Para ello, utilizad un bol grande y echáis los huevos, la leche y la leche condensada. No lo hagáis muy fuerte, ya que no queremos que entre mucho aire.
  • Cogemos una bandeja y la rellenamos con agua caliente 1/3. Aquí es donde vamos a preparar el baño María.
  • Subir la temperatura del horno hasta unos 180º. Aquí viene otro truco: que no hierva el agua. Echad la mezcla en los flanes individuales (también podéis usar una bandeja grande), y metedlo al horno durante 50 a 60 minutos.
  • Cuando vemos que los flanes están dorados o con un ligero toque tostado, estarán cuajados. Es posible que, aunque aparezca la parte de arriba cuajada, lo del centro esté como natillas. Para comprobarlo, utilizad un cuchillo y, si sale limpio, estarán en su punto.
  • Ahora, los sacamos del horno y los dejamos enfriar a temperatura ambiente. Una vez que se enfríen, los pasamos a la nevera y ¡a disfrutar!

Consejos para hacer un flan de leche condensada perfecto

  • Es un postre con alto valor nutritivo. Muy rico en vitamina D y en calcio.
  • Esto aporta los nutrientes necesarios y proteínas de calidad.
  • Aunque pueda parecer que es un postre con mucho azúcar, son de muy fácil asimilación. Eso es muy bueno para un gasto que requiera de energía.
  • Puedes hacer el flan de forma individual o con forma redonda. Elige el molde que más te guste.
Flan de leche condensada
Preparación
10 min
Cocción
45 min
Tiempo total
55 min
 

Una receta facilísima de flan casero con leche condensada que no tiene nada más que 5 ingredientes. Un triunfo en cualquier casa o restaurante.

TAMBIÉN PUEDES LEER:  Cebolla caramelizada
Plato: Postre
Cocina: internacional
Keyword: flan, flan de leche condensada
Raciones: 6 personas
Calorías: 304 kcal
Autor: El Rancho
Ingredientes
  • 500 ml de leche entera
  • 370 gr de leche condensada
  • 5 huevos º
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
Para el caramelo:
  • 200 gr de azúcar
  • 1 vaso de agua
Elaboración paso a paso
  1. Haced el caramelo siguiendo las instrucciones de nuestro articulo anterior.

  2. Cubrid el fondo de los moldes o molde grande.

  3. Batimos los huevos, la leche entera y la leche condensada. No lo hagáis muy fuerte para que no entre mucho aire a la mezcla. 

  4. Precalentamos el horno a unos 180º y metemos una bandeja grande con agua caliente a 1/3 de altura. Procurad que no hierva el agua. Echad la mezcla en los moldes y lo metéis en la bandeja al baño María durante 40 a 50 minutos.

  5. Para saber si ya están hechos, simplemente introducimos un cuchillo en uno de los flanes y, si aparece limpio, estarán cuajados. ¡Buen provecho!

Notas de la Receta

Como todas las recetas en las que utilizamos un baño María, debemos dejar reposar a temperatura ambiente durante un tiempo para poder disfrutarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *